Emilio Alba Lamas. Enfermo e preso

Empleado do Concello da Coruña,  fundador do Club Deportivo, tesorero do Club Náutico da Sala Calvet e socio do Casino Republicano. Afiliado á  masonería e dirixente de  Unión Republicana. Procesado, encarcelado e enfermo, non chegou a vivir a libertade.

“Emilio Alba Lamas nació en A Coruña el 19 de diciembre de 1886, hijo de Enrique Alba y de Clara Lamas Sanz. En septiembre de 1899 estudiaba en la Escuela Superior de Comercio, y se casó después con Dolores Salazar Ramos, con la que tuvo dos hijos. No obstante, Clara falleció el 11 de abril de 1913 y posteriormente, en enero de 1922 se caso de nuevo en Lugo con la maestra nacional, Fe Lago Barja, con la que tuvo cuatro hijos más.

Emilio Alba fue empleado del Ayuntamiento de A Coruña, jefe de Negociado, oficial encargado de la sección de Hacienda, y presidente y vice presidente de la Asociación profesional de Empleados Municipales. También fue fundador del Club Deportivo, tesorero del Club Náutico de la Sala Calvet y socio del Casino Republicano. También estuvo afiliado a la masonería y militó en el partido Unión Republicana, del que fue uno de sus dirigentes a nivel local.

El 31 de marzo de 1931 fue designado adjunto de mesa electoral durante el bienio 1931-32 en la del distrito sexto, sección quinta, en calidad de propietario. Con anterioridad, en junio de 1931 había formado parte del Comité del Partido Agrario Radical.

Al producirse el levantamiento militar en A Coruña, Emilio Alba fue detenido, encarcelado, depurado del Ayuntamiento de A Coruña y sancionado económicamente con una multa de 1.000 pesetas. Por su pertenencia a la masonería fue procesado por el Tribunal Especial para la represión de la Masonería y el Comunismo:

“En el mes de octubre de 1936” -dijo en su declaración de retractación-, “fui sancionado por el Excmo. Señor Gobernador Civil, con mil pesetas de multa por haber sido masón. En 21 de julio de 1937 fui encarcelado y procesado por lo mismo. El día 28 de abril de 1939 se me permitió salir con motivo del fallecimiento de mi querida madre, dejándome continuar en prisión atenuada a causa de una afección de estómago que padezco y el 28 de agosto de dicho año 1939, fui hospitalizado en prisión atenuada hasta el 9 de noviembre del repetido año de 1939, que fui nuevamente encarcelado hasta el 27 de diciembre del subsodicho año, que me dieron permiso de Navidades y que me prorrogaron hasta el primero de febrero del presente año 1940; y en esta fecha, al notificarme que tenía que reintegrarme a la prisión, como me encontraba encamado de un gran ataque reumático, me permitieron en prisión atenuada, hasta que el día 10 de abril me dieron libertad total”.

Cuando esperaba la sentencia por su tiempo de breve militancia masónica, después de pasar por mil vicisitudes, sufrir persecución, depuración, calumnias y sanciones, Emilio Alba falleció el 14 de diciembre de 1.941 -por un edema pulmonar-, antes de que el Tribunal para la represión de la Masonería y el Comunismo dictase sentencia. No llegó a tiempo.”

LUIS LAMELA

La imagen puede contener: 10 personas

Deixar unha resposta

Please log in using one of these methods to post your comment:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s